La Digestión de Los Lácteos

La Digestión de Los LácteosEn primer lugar hablemos sobre la digestión de los lácteos los cuales tienen que ser digeridos en el estómago por dos enzimas que son la renina y la lactasa, encargadas de descomponer y hacer digerible la leche de vaca.

En los humanos, estas enzimas están deficientes o ausentes después de los tres años de edad. Aunque hay estudios que indican que en Europa Occidental y en los Estados Unidos de Norteamérica hay adultos que pueden tolerar mejor la leche debido a una mutación genética.

Independientemente de los frustrados esfuerzos que el organismo tiene que hacer debido a la deficiencia innata en los humanos de la renina y la lactasa, el contenido nutritivo no es por tanto bien digerido ni absorbido por lo que la supuesta nutrición de calcio y otros valores no es utilizada por el cuerpo.

Es precisamente por no haber sido digerida adecuadamente que éste producto descompuesto y fermentado pasa a formar una mucosa en el intestino que causa gases mal olientes al expulsarlos y tóxicos mientras permanecen dentro.

Ahora tienen una adecuada fundamentación del por qué la leche de vaca causa innumerables enfermedades, entre las cuales encontramos problemas de la tiroides, diabetes, alergias de todo tipo, intolerancia a ciertos alimentos, excesos de flemas y mucosidades, tos, catarro, espasmos estomacales, dolores crónicos o distensión abdominal.