Homeopatía

Homeopatía

La homeopatía es una forma de medicina energética desarrollada en Alemania en el siglo XVIII.

La homeopatía está basada en un principio ancestral llamado la “Ley de los similares”, y está caracterizada por el empleo de preparados altamente diluidos en la premisa fundamental que “lo similar se cura con lo similar”. En la práctica se usa una sustancia altamente diluida para tratar al paciente cuyos síntomas son similares a los provocados por una sustancia toxica.

La homeopatía es comúnmente usada en la práctica de medicina natural así como en la práctica de la medicina convencional y figura en los libros de la aplicación de la medicina moderna por su eficiencia y es carente de efectos secundarios.

Los remedios homeopáticos se preparan diluyendo progresivamente una sustancia y sacudiendo repetidas veces la disolución. Tras las sucesivas diluciones solo quedan presentes cantidades extremadamente bajas de principio activo, e incluso el número de diluciones puede alcanzar tal grado que no quede ni una molécula de la sustancia original.